El régimen acusa a exfuncionarios de la Fundación Violeta Barrios

Pedro Joaquín Chamorro Barrios

La fiscalía, controlada por el FSLN, ha ampliado la acusación contra la candidata presidencial Cristiana Chamorro Barrios, expresidenta de la Fundación Violeta Barrios de Chamorro (FVBCh), por los delitos de apropiación y retención indebida, que agrega presunto blanqueo de dinero, bienes y activos y mala gestión. El candidato lleva 84 días bajo arresto domiciliario.

También acusó a Pedro Joaquín Chamorro Barrios, secuestrado durante 60 días, por maltrato, desfalco y detención, y acusó a seis ex empleados de la FVBCh por diversos delitos: Walter Gómez y Marcos Fletes, secuestrados durante 89 días, y contra Ana Elisa Martínez. Silva, Emma López, Guillermo Medrano y María Lourdes Arroliga, así como el chofer de Cristiana Chamorro, Pedro Vásquez,

En la investigación contra la Fundación, el fiscal acusó al periodista Carlos Fernando Chamorro, director de CONFIDENCIAL, por presunto blanqueo de capitales, manejo abusivo, malversación y retención, a pesar de que ni Chamorro ni CONFIDENCIAL tienen vínculo legal, económico o institucional con la FVBCh. El periodista se encuentra actualmente en el exilio por segunda vez, y desde 2018 ha sido víctima de la confiscación de las oficinas de sus empresas.

Esta no es la primera vez que el director de CONFIDENCIAL está falsamente acusado de blanqueo de capitales. En 2008, la dieta Ortega hizo lo propio, luego del programa Esta semana publicó una investigación sobre tráfico de tierras en Tola, Rivas, en la que participaron miembros del partido gobernante.

Audiencia preliminar

Según un comunicado del Ministerio Público, los cargos fueron admitidos el lunes durante una audiencia para ampliar la acusación y la audiencia preliminar, durante la cual también se ordenó la prisión preventiva para los que ya se encuentran detenidos y la detención para los que aún se encuentran en libertad.

El comunicado oficial no entregó detalles de la audiencia en la que se admitieron los cargos, pero la fiscalía se adelantó a los 90 días previstos en el proceso de investigación llevado a cabo por las autoridades judiciales, considerado por los peritos como irregular desde el inicio.

Los familiares han denunciado sistemáticamente el aislamiento total de los detenidos y las violaciones a las garantías del debido proceso, mientras que la fiscalía ha citado a decenas de periodistas para que sean intimidados en la fiscalía, con la amenaza de que puedan ser encarcelados si difunden noticias falsas. , pero también han sido calificados en el partido gobernante como una “prensa pagada” por el imperialismo.

(Noticias en desarrollo)

En este momento crucial de la historia de Nicaragua, tener acceso a información confiable es más importante que nunca. Por eso, en CONFIDENTIAL, hemos mantenido nuestra cobertura de noticias gratuita y gratuita para todos, sin muros de pago. Este compromiso cívico no sería posible sin el apoyo de nuestros lectores. Por lo tanto, lo invitamos a apoyar nuestro trabajo uniéndose a nuestro programa de membresía o haciendo una donación. Al convertirse en miembro, recibirá productos exclusivos como libros electrónicos, boletines comerciales y archivos digitales históricos. Como donante, le enviaremos un informe anual sobre cómo invertimos su contribución financiera. Gracias de antemano por ser parte de este esfuerzo colectivo para informar a toda nuestra comunidad.