El régimen de Ortega-Murillo ataca ferozmente a México por "injerencia e injerencia"

El régimen de Ortega-Murillo ataca ferozmente a México por «injerencia e injerencia»

El régimen de Daniel Ortega y Rosario Murillo, a través de la Cancillería, envió una carta de protesta al embajador de México en Nicaragua, Gustavo Cabrera Rodríguez, en la que rechazó una «publicación indebida» del diplomático, que no nombra. , ni dice dónde lo hizo, pero lo que valoran lo coloca «en una posición de injerencia e injerencia».

Este jueves, el funcionario mexicano retuiteó en su cuenta de Twitter el video de la reacción del escritor nicaragüense Sergio Ramírez ante la acusación de la fiscalía, controlada por la dictadura, por los presuntos delitos de «conspiración para atentar contra la integridad nacional» y «dinero». , blanqueo de bienes y activos ”.

“Estamos respondiendo hoy a su publicación abusiva, reiterando formalmente que, como bien sabe, nuestro gobierno nunca se ha inmiscuido en los asuntos internos de México”, comienza argumentando la carta firmada por la viceministra de Relaciones Exteriores, Arlette Marenco.

Captura de pantalla de la historia del embajador de México en Nicaragua.

Con esta publicación, dice el funcionario del régimen, tanto el Embajador como el Gobierno de México «se colocan en una posición de entrometimiento e intromisión, conformándose obediente y fielmente con los yanquis, sirviéndoles en el rol que lamentablemente ustedes tienen» asumió, como permanente. intervinientes en nuestros propios asuntos, por mandato del imperio ”.

Acusar a México de violar los derechos humanos

El funcionario agrega en la misiva que “el papel de la miseria cultural, histórica y política que juega México hoy es lamentable, mientras que pensamos que esta miseria y estas mezquindades humanas, esta desgracia, terminó en neoliberalismo y dio inicio a un ciclo de comprensión y respeto. . , con el nuevo Gobierno del que formas parte ”.

“Nunca hemos ignorado el principio de no injerencia o no intervención. Nunca hemos denunciado ni comentado la violencia, los delitos y las violaciones a los derechos humanos que organizaciones y medios dicen que ocurren todos los días en México ”, dijo.

Además, insiste en que «nunca» han «recogido declaraciones de tantos medios de comunicación», contra el presidente Andrés Manuel López Obrador o contra el gobierno de México.

«Abuso antipatriótico»

“Decimos en México, como nuestros hermanos estadounidenses, que abusar es negar la libertad y el decoro, es degradar de manera indecente la dignidad de nuestros pueblos. Los abusos antipatrióticos siempre conducen a caminos y destinos erráticos y erráticos, y despojados del honor fraterno que debe caracterizarnos ”, dijo el rector en la misiva.

También recordó al Embajador que «México debe cumplir con su doctrina Estrada e interrumpir este infortunado, infeliz e infeliz camino de trucos y vanidades, de servilismo y lacayos, de pelelismos que niegan su propia historia».

“Nicaragua no se vende ni se abandona, nunca. No es con indulgencia y servilismo hacia la decadencia yanqui que se abordan los problemas del mundo y de nuestra América caribeña ”, concluyó Marenco.

México pidió «garantizar las libertades»

Promulgada en 1930, la doctrina Estrada colocó los principios de libre autodeterminación de los pueblos y no injerencia en los asuntos internos de otros países como elementos rectores de la diplomacia mexicana.

Si bien la política del gobierno de López Obrador había sido no denunciar las reiteradas violaciones a los derechos humanos por parte del régimen Ortega-Murillo, el 25 de junio el presidente mexicano llamó a «garantizar las libertades».

«Consideramos que Deben garantizarse las libertades y no debe haber represión. En ninguna parte, ni en Nicaragua, ni en ColombiaTampoco en ningún país del mundo se debe optar por la fuerza ”, dijo el mandatario, en declaraciones inusuales porque normalmente no toma posición en asuntos exteriores.

El presidente del Movimiento de Regeneración Nacional de Izquierda (Morena), Pidió «no encarcelar» a los opositores, para que sea «el pueblo quien decida libremente las elecciones».

“Una recomendación respetuosa: es que si se actúa de esta manera, garantizando la libertad total, se impida que quienes están acostumbrados a inmiscuirse en los asuntos de otros países tengan pretextos o excusas para hacerlo, se inmiscuyan”, explicó.

Pese a que López Obrador expresó su «preocupación», México se ha negado, junto con Argentina, a acompañar una resolución aprobada el 15 de junio por 26 países de la Organización de los Estados Americanos (OEA) para condenar la persecución de opositores en Nicaragua, con el argumento de «No intervención en asuntos internos.

Sin embargo, posteriormente, los dos países llamaron a sus embajadores en el país para realizar consultas para evaluar la situación.

México y Argentina anunciaron posteriormente que anunciarían una nueva etapa sobre la situación política en Nicaragua, según informó el canciller mexicano Marcelo Ebrard, sin ser conocido hasta el momento.

Ataque similar al gobierno argentino

El 1 de septiembre, el régimen también acusó al gobierno argentino de «tráfico de influencias» y «chantaje, con propuestas inapropiadas» para supuestamente obtener fallos favorables de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (Corte IDH), a través de una carta enviada por la Misión Permanente de Nicaragua ante la OEA.

La carta de protesta contra el gobierno de Alberto Fernández dice que tiene «injerencias no deseadas», «injerencias» y «acoso sostenido» en los asuntos internos de Nicaragua.

“La Misión de Nicaragua ante la OEA, denuncia, desde nuestro sentido de dignidad, soberanía y decoro nacional, las condiciones que hemos aprendido del gobierno de Argentina, pretendiendo chantajear, con propuestas indecentes que ofrecen incidir en las decisiones del Inter. -Corte americano. Corte de Derechos Humanos, a cambio de medidas que transfieren abusivamente al gobierno de Nicaragua, en lo que se llama, precisamente, tráfico de influencias ”, dice la misiva.

El 24 de junio, la Corte Interamericana dictó medidas cautelares para la liberación de cinco opositores detenidos en Nicaragua:Juan Sebastián Chamorro, Félix Maradiaga, Violeta Granera, Tamara Dávila y José Adán Aguerri. Posteriormente, el 27 de agosto, el tribunal internacional convocó al Estado de Nicaragua a audiencia pública, pero no asistió.

El jueves, la Corte Interamericana confirmó las medidas provisionales dictadas y reiteró la solicitud al Estado para la liberación inmediata de los cinco presos políticos. Además, extendió las medidas provisionales y pidió al Estado la liberación inmediata de Lesther Alemán Alfaro, Freddy Alberto Navas y Daisy Tamara Dávila Rivas.

La Corte ha manifestado su disposición a realizar una visita en el lugar en Nicaragua, con el consentimiento previo del Estado, a fin de verificar la situación de las personas detenidas beneficiarias de las medidas.

Solicitan que sean exhibidos personalmente ante la delegación de la Corte y que su estado de salud sea controlado por médicos independientes. La delegación estaría integrada por al menos un juez, quien será designado por el presidente de la Corte Interamericana. Si el Estado acepta la referida visita, se le solicita comunicarlo a más tardar el 24 de septiembre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *