Los hospitales cierran las puertas, pero la gente se queda para vacunarse

Los hospitales cierran las puertas, pero la gente se queda para vacunarse

Alrededor de las dos y media de la tarde del martes, los hospitales Manolo Morales Peralta, Bertha Calderón y Antonio Lenín Fonseca de Managua cerraron sus puertas e informaron a los ciudadanos, que estaban en la fila, que continuaría la vacunación contra el covid-19. este miercoles; Sin embargo, los habitantes, lejos de retirarse a sus hogares, permanecieron cerca de estos hospitales, donde por tercera noche consecutiva durmieron cientos de ciudadanos asegurar una vacuna contra la pandemia.

En el caso del Hospital Bertha Calderón, la jornada de vacunación del lunes finalizó pasadas las diez de la noche, por lo que se quedaron sin sueros. “Las vacunas se han acabado. Estaba lleno «, dijo una fuente. CONFIDENCIAL, sobre la suspensión de este martes.

Una mujer capitalina que esperaba ser vacunada en el hospital Antonio Lenín Fonseca preguntó «¿Por qué ya no había fila ordenada?», Y un trabajador respondió: «mañana, no por hoy», sin más explicaciones.

Las colas en los tres hospitales de la capital no han bajado desde el mediodía del domingo, cuando cientos de vecinos acudieron a dormir a los distintos hospitales para asegurarse su primera dosis del suero Astrazeneca 400.000, que esperan aplicar a la misma cantidad de ciudadanos en un turno de 20 días, que finalizará el 9 de octubre.

Sin datos de dosis

Las autoridades sanitarias han iniciado esta nueva fase de vacunación para personas de 30 y más años sin explicar cuántas dosis planificaron por servicio o por puesto de vacunación. Esta incertidumbre tuvo el efecto de revertir la población el día antes de la vacunación.

La gente dijo que llegó temprano para ser los primeros y vacunarse, ya que en ocasiones anteriores muchos ciudadanos se quedaron sin vacunación. De hecho, este martes, Las vacunas se agotaron en tres puestos de vacunación en Granada a las siete a.m., según una transmisión en vivo desde la plataforma Artículo 66.

Mientras que en Carazo, donde la población hace cola desde el domingo, para garantizar su vacunación, pasadas las seis de la mañana del lunes, al menos tres puestos de vacunación se quedaron sin sueros, confirmó el diario La Prensa.

Según vecinos que no pudieron ser vacunados, aunque llegaron desde el lunes por la noche o el martes por la mañana, Funcionarios de salud les han informado que llegarán nuevas vacunas hasta el próximo mes de octubre. Sin embargo, ni Minsa ni la vicepresidenta Rosario Murillo han señalado los próximos pasos en la vacunación pandémica.

En un discurso a mediados de septiembre El presidente Daniel Ortega reveló que el modelo de vacunación covid-19 implementado en Nicaragua solo cubrirá 2.8 millones de personas mayores de 30 años, o el 32% de la población total. Con esta declaración, Ortega incumplió su promesa inicial de inmunizar al 69% de los nicaragüenses.

“El modelo que hemos implementado es de 30 años y más, 2.800.000 ciudadanos, de estos 523.000 557 ya han sido vacunados, esto corresponde al 18,6% de este objetivo ciudadano”, declaró el mandatario, sin precisar si son personas vacunadas con uno. o dos dosis.

Vacunación miércoles

La vacunación en Managua continuará esta semana, mientras que las brigadas se trasladarán a otros departamentos. El lunes fue en Carazo, el martes en Granada y Tipitapa, y para este miércoles, todavía en Tipitapa y, por primera vez, en Masaya.

En Managua, además de los tres hospitales mencionados, Se activará el policlínico iraní, ubicado en el Distrito VII. Los residentes de la capital pueden vacunarse en una de las cuatro estaciones. Los ciudadanos solo necesitan presentar su cédula de identidad.

Los que están en un departamento deben presentar documentos que prueben su dirección actual en la capital, según el Ministerio de Salud.

Habitantes de Managua luego de ser vacunados contra covid-19, en el hospital Manolo Morales. Foto: Confidencial

Para Masaya se dispuso de 15 puestos de vacunación, seis para la cabecera departamental y uno por municipio, con excepción de Nindiri que contará con dos localidades para la vacunación contra el covid-19.

En Masaya, la población hace cola desde la mañana del martes, soportando el sol y la tarde, resguardada de la lluvia bajo los paraguas.

Haciendo cola en el Instituto de Medicina Natural y Terapia Complementaria, ubicado en Villa Bosco Monge, Masaya, alrededor de las tres de la tarde, el caracol humano pasó a 400 personas. Para evitar el fraude de la venta de lugares, dos policías examinaron las cédulas para verificar que pertenecían a Masaya y además, preguntaron quién cuidaba los lugares de familiares que aún trabajaban y llegarían más tarde.

Poco antes de las cinco de la tarde empezaron a llegar las brigadas médicas y según la población se supone que la inoculación podría comenzar antes de las cuatro de la mañana, como sucedió en Managua.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *