Trabajadores que van a Rivas denuncian "retornos forzosos" militares

Trabajadores que van a Rivas denuncian «retornos forzosos» militares

Llevar maletas o herramientas, viajar en grupo o en familia y tener una cédula de identidad que no sea del departamento de Rivas podría hacer que lo destituyan los militares, quienes permanecen en los retenes ubicados a la entrada del en el municipio de Cárdenas y en la zona de Puente Ochomogo en Rivas, trabajadores que dicen estar afectados por esta medida, supuestamente llevada a cabo por el ejército nicaragüense, denunciaron a los trabajadores.

Mauricio, un trabajador de la construcción que viaja constantemente a Rivas para hacer trabajos de techo y sistemas eléctricos, informó que a principios de agosto, cuando intentaba ingresar a Rivas, un grupo de militares le negó la entrada porque tenía cédula de Managua.

El hombre explicó que al llegar a la zona del Puente Ochomogo, había un puesto de control de la policía y el ejército, donde los oficiales detuvieron todos los vehículos que se dirigían a Rivas y luego les entregaron los documentos de los ciudadanos en poder de los militares.

“Detuvieron el camión mientras íbamos. La policía nos pidió nuestras identificaciones y nos mantuvieron allí durante unos 20 minutos. Vimos que le daban cédula de identidad a la gente del ejército, luego nos dijeron que teníamos que volver a nuestros departamentos, que nadie más que Rivas podía entrar ”, denunció Mauricio en una entrevista. CONFIDENCIAL siempre que su identidad esté protegida.

El trabajador aseguró que, como ocho de sus compañeros, trató de explicar a los soldados que se iban a trabajar, les mostraron planos, herramientas, pero los oficiales se negaron a dejarlos pasar.

Explica que tres días después, luego de obtener un certificado, emitido por la persona que los contrató en Rivas, pudieron ingresar al departamento sin ningún problema.

De regreso de Cárdenas

A principios de agosto, a través de videos publicados en las redes sociales, los nicaragüenses dijeron que fueron obligados por oficiales militares a bajar de los autobuses del transporte público y regresar a sus departamentos de origen cuando se dirigían al municipio de Cárdenas, en Rivas.

En los videos, se ve a los ciudadanos bajando de las unidades de transporte público por parejas., en grupos de tres o cinco personas, algunos con menores y llevando maletas o mochilas.

José, un comerciante de Cárdenas que vive en Rivas, dijo que los videos «reflejan la realidad de las personas que intentan llegar a Cárdenas por trabajo o, en otros casos, para ingresar a Costa Rica».

El comerciante, que prefiere omitir su identidad, explicó a CONFIDENCIAL que viaja diariamente en transporte público a su negocio en Cárdenas, por lo que vio cómo a varios nicaragüenses se les prohibía diariamente el ingreso al municipio por tener cédulas de identidad de otros departamentos.

«La rutina era la misma: algunos oficiales del ejército subieron al autobús, algunos saludaron y otros no, y dijeron «documentos en mano». Luego revisaban cada tarjeta y la que no era de Rivas la sacaba, aún quedaban cinco oficiales del ejército esperándola, sin dar explicación alguna, y era peor si veían que tenías varias maletas o que estabas. yendo en grupo«, el esta estresado.

CONFIDENCIAL revisó comunicados de prensa publicados en el sitio web del Ejército de Nicaragua entre julio y agosto, pero ninguno de ellos indica que se estén llevando a cabo acciones de retorno forzoso de nicaragüenses que intentan llegar a Rivas o Cárdenas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.